Tag Archives: arroz integral

Musubi de Berenjena

3 Sep

No puedo creer que se me había olvidado compartir esta receta con ustedes…

Hawaii es el lugar donde más se come SPAM en los Estados Unidos.     Aparentemente a los hawaianos les encanta su jamonilla enlatada.  Y tengo que admitir que cuando era chiquita me encantaba cuando mi abuela nos hacía sándwiches de jamonilla con mayonesa en pan criollo.  Eso era el desayuno oficial cuando estábamos de vacaciones.

Ahora…  mis gustos han evolucionado.  Ya la jamonilla es cosa del pasado.  Y uno de los platos mas icónicos de Hawái es el Musubi de Spam.  Lo venden en TODOS lados, según mis amistades que han visitado Hawái.  Así que decidí hacer una versión de musubi usando berenjenas para brindarle una pruebita de algo súper típico en un luau hawaiano.  Se podría hacer con algún jamoncito vegetariano, que hay muchos buenos por ahí, pero pensé que las berenjenas es algo que todos conocen y que les es fácil de conseguir si quieren hacer esta receta en sus casas.  El marinado de teriyaki es lo que hace que este musubi siga siendo autentico como los que se comen allá en el archipiélago hawaiano.

La receta es un tanto larguita…  pero en realidad hay 3 pasos principales – 1.  cocinar el arroz, 2.  cocinar la berenjena y 3.  ensamblar el musubi como tal.  Usé dos recipientes pequeños plásticos del mismo tamaño que caben uno dentro del otro para darle forma a estos musubis.  Existen aparatos para hacer musubis, pero nunca entrontré ninguno en Puerto Rico.  Pero después que le coges la vuelta al proceso, es fácil de hacer.  Ya verás.

Receta de KarmaFree Cooking

MUSUBI DE BERENJENA

2 tazas de arroz integral grano corto

3 tazas de agua

1/3 taza de vinagre de arroz sin sazonar

3 cdas azúcar negra

½ cdita sal

2 berenjenas pequeñas, peladas y rebanadas finitas

1 taza salsa soya

1 taza de azúcar negra

4 dientes de ajo, rallados

Un pedazo de jengibre de 1 pulgada, rallado

Como ¼ taza de Gomasio Negro para sazonar

2 hojas de nori, en rebanadas finitas

Aceite de Oliva

  1. Primero cocinamos el arroz…  Yo uso una olla arrocera, pero puedes hacerlo en una cacerola regular si prefieres.  La idea es cocinar el arroz completamente o hasta que quede un poquito amogollado.    No sueltecito…  usar arroz grano corto es importante ara que el arroz quede pegajosito.
  2. Cocina el arroz sin aceite, sólo con un poquito de sal para sazonarlo.  En una taza de medir mezcla el vinagre, las 3 cucharadas de azúcar y la sal.   Ponlo a un lado en lo que el arroz se cocina.  Cuando el arroz esté listo, pasalo a un bowl plástico o de madera para que se enfrie.  Poquito a poco viértele la mezcla de vinagre y azúcar pon encima y muévelo para sazonar el arroz.   Ponlo a un lado hasta que se enfrie completamente.  No lo enfríes en la nevera, ya que la textura cambia por completo.
  3. Ahora sazonamos la berenjena…  Rebana la berenjena usando una mandolina o un cuchillo muy afilado en rebanadas de ¼”  de grosor.  En un recipiente plano mezcla los ingredientes del marinado – salsa soya, taza de azúcar negra, ajo y jengibre rallados.  Mézclalo bien para que el azúcar se disuelva bien en la salsa soya.  Agrega las rebanadas de berenjena y asegúrate que todas las rebanadas estén cubiertas del marinado.  Marina por 30 minutos a 1 hora.
  4. Calienta un chorrito de aceite de oliva en un sartén grande o plancha a fuego medio alto.  Dora las rebanadas de berenjena por ambos lados, aproximadamente 2-3 minutos por cada lado.  Colócalas en una bandeja de hornear en la medida que las vayas cocinando.
  5. Ahora, ensamblamos el musubi…  mójate las manos con agua para que el arroz no se te pegue mucho.  Toma aproximadamente 2 cdas de arroz y colócalas dentro de uno de los recipientes plásticos.  Échale un poquito de gomasio negro para sazonar.  Coloca una rebanada de berenjena encima del arroz.  Dóblala si es necesario para acomodarla bien.  Con el segundo recipiente plástico presiona sobre la berenjena y el arroz para compactarlos.  Usa un cuchillito finito para despegar el arroz/berenjena del container plástico y lo viras y le das un cantasito en la mesa o picador para que salga completamente.
  6. Coloca una tirita de nori alrededor de cada paquetito de arroz con berenjena.  Las hojas de nori vienen ya marcadas para picarlas en tiras.  Yo piqué cada tira sugerida a la mitad para hacerlas aun mas finitas y asegurarme que me dieran los nori para todos los musubi que iba a hacer ese día.

Los musubi saben mejor el mismo día en que se preparan.  No los pongas en la nevera porque el arroz se pone duro y no sabe rico frío de nevera.

Como puedes ver, la receta tiene varios pasos, pero no es difícil de hacer.  Cuando le vas cogiendo el swing de hacer los musubis, se convierte en un proceso de línea de ensamblaje.  Quiero públicamente darle las gracias a Jesús Omar por ser mi ayudante oficial y juntos hicimos más de 50 musubis de berenjena para el Festival de Platos Hawaianos del Centro Yoga.  El crowd estaba súper contento de que mucho por primera vez estaban probando lo que ellos llamaron, sushi vegetariano.

La próxima vez, definitivamente que nos vamos a tirar la aventura de hacer un “spam de embuste”, mi versión, por supuesto…  quédense sintonizados a este bati canal. 😉

Anuncios

Arroz Millonario

27 Jul

De vez en cuando me invento estas recetas que son un “vente tú” para limpiar la nevera, especialmente antes de irme de viaje. Siempre siento la necesidad de usar y cocinar con la mayoría de los ingredientes que tenga frescos en la nevera y que posiblemente se puedan dañar para cuando regrese de mis viajes. Así es que han surgido muchas de mis recetas de pimientos o setas rellenas…

Últimamente, he tratado de comer con menos queso. Ustedes saben lo difícil que es eso para mí. Y cocinar arroces es una manera que me ayuda a inventarme platos que no dependan de un quesito por encima, aunque pensándolo bien, esta receta no le vendría mal un poquito de queso mezcladito por ahí.

El término de arroz millonario se lo inventó Carmen en el Centro Yoga, porque cuando ella hace su versión de arroz con todo, ella tiene que comprar un montón de ingredientes para hacerlo. En nuestro caso, resolvemos con el montón de chispitos que tengamos en la nevera ya. Así que no hay que gastar una millonada, en realidad estamos asegurándonos que no botamos una millonada al zafacón.

Esto que les presento es más un método que una receta… les presento aquí los ingredientes que usé en una de mis últimas versiones de este “arroz millonario”, pero siéntete en la libertad de crear tu propia combinación de sabores con los ingredientes que tengas en tu nevera ya. No hay necesidad de ir a la tienda a nada…

ARROZ MILLLONARIO

2 tazas de arroz integral ya cocido
Brócoli, picadito pequeño
Zanahorias, picaditas pequeñas
Cebollas, picaditas
Pimientos Rojos o Amarillos, picaditos
Setas, picaditas
Almendras, funcionan mejor las rebanadas
Aceite de Oliva
Sal y Pimienta a gusto

 

No incluyo cantidades de los ingredientes, porque esto es mas lo que tengas en la nevera ya… un poquito de esto, y un poquito de lo otro.

  1. En un sartén grande a fuego medio, echa un chorrito de aceite de oliva y echa las cebollas, pimientos y zanahorias. Cocínalo todo por unos minutos hasta que comiencen a ablandarse.
  2. Añade al sartén las setas y el brócoli… Mézclalos bien todo. Sazona con sal y pimienta, o con la sal de ajo si prefirieres. Si tienes una tapita para el sartén, tápalo para que los brócoli y las setas se cocinen bien.
  3. Después de unos minutos, añade el arroz cocido. Mezcla todo bien nuevamente y tápalo de nuevo. Puedes bajarle el fuego un poco ahora. El vapor del sartén ablandará los granos de arroz nuevamente, especialmente si el arroz estaba en la nevera. Añádele las almendras al final. Deja que se caliente un poquito y apaga la estufa. Déjalo ahí tapado un ratito para que se termine de cocinar y los sabores se mezclan.

 

Este arroz es perfecto como un acompañamiento o como el relleno para unos pimientos o tomates.

 

Arroz con Maíz – Versión Quickie

1 Jun

Arroz con Maíz es un plato súper típico en la cocina puertorriqueña. A mi abuelo le encantaba y era algo que mi abuela hacía por lo menos una vez en semana.

Lo tradicional es guisar el arroz con salsa de tomate, sofrito y el maíz, todo junto a la vez. Se hace en una olla o caldero, pero como ustedes saben, mi versión siempre la he hecho en una olla arrocera. Al guisarlo todo junto se le llama comúnmente también Arroz Guisa’o con Maíz.

Mi roommate de escuela graduada le encantaba el arroz con maíz (y con salchichas también) y con frecuencia me lo pedía. Yo se lo preparaba al mediodía y el arroz con maíz la estaba esperando de almuerzo cuando salía de sus clases.

Y aunque hacer Arroz con Maíz en la olla arrocera es sencillo suficiente y se hace “solito”, a veces no planifico con tiempo que me quiero comer y tengo hambre AHORA. Un arroz integral, aún en la olla arrocera se tarda de 25-45 minutos dependiendo el tipo de arroz integral que compres.

Así que lo que he estado haciendo recientemente es que preparo 1-2 tazas de arroz integral en la olla arrocera plain desde por la mañana cuando termino de prepararme el desayuno, sin saber con claridad qué es lo que voy a comer de almuerzo. A veces me lo como con un stir-fry, a veces me da con rellenar algún pimiento que tenga realengo en la nevera o a veces preparo este Arroz con Maíz, que está ready en 10 -15 minutos máximo.

ARROZ CON MAIZ – VERSIÓN QUICKIE

2 tazas de arroz integral cocido ya
½ cebolla mediana, picadita
1 cdita de sofrito
1 taza de maíz en grano congelado
Aceite de Oliva
Sal y Pimienta a gusto
Sal de ajo – opcional
  1. En un sartén grande a fuego medio, echa un chorrito de aceite de oliva y agrega el sofrito y las cebollas picadas. Cocina las cebollas por unos minutos hasta que comiencen a ablandarse.
  2. Añade al sartén los granos de maíz… no es necesario que los descongeles primero. Añádelos directamente de la bolsita. Mézclalos bien con las cebollas. Sazona con sal y pimienta, o con la sal de ajo si prefirieres. Si tienes una tapita para el sartén, tápalo para que el maíz se descongele rápidamente y se cocine bien.

3.  Después de unos minutos, añade el arroz cocido. Mezcla todo bien nuevamente y tápalo de nuevo. Puedes bajarle el fuego un poco ahora. El vapor del sartén ablandará los granos de arroz nuevamente, especialmente si el arroz estaba en la nevera. Deja que se caliente un poquito y apaga la estufa. Déjalo ahí tapado un ratito para que se termine de cocinar y los sabores se mezclan.

Listo… ahora ya tienes el acompañamiento perfecto para cualquier plato principal. Aunque a mí personalmente me gusta servirme el arroz con una ensalada y unos plátanos maduros o tostones – de plátano o de pana – por el lado. Y un chorrito de kétchup… así me enseñó mi abuelo.

¿Te gusta también el Arroz con Maíz??? ¿Algún otro plato que te recuerde a tus abuelitos? Compártelo conmigo en los comentarios…

Pimientos Rellenos con Gorgonzola

9 Mar

Los pimientos rellenos son definitivamente mis platos favoritos para “limpiar la nevera” de muchos chispitos que me queden por ahí. Por eso es que estas recetas nunca me quedan igual… porque siempre uso los poquitos de cosas que estén en realengas de otras recetas. Casi siempre uso de relleno principal arroz que me haya quedado de otro día. Pero pasta orzo, quínoa o hasta couscous funcionarían bien en esta preparación. Hasta he usado un risotto de calabaza que nos sobro de una fiesta grande… sólo le añadimos vegetales adicionales y el menú del baby shower de mi hermana sabía tan rico y diferente que nadie reconocía ya ese risotto.

Esto no es lo usual, pero el otro día quería preparar pimientos rellenos adrede. Así que le di un poco de pensamiento al relleno. Estoy en una fiebre de blue cheese… así que quise hacer estos pimientos con el sabor del gorgonzola como queso principal. Ya saben que me gusta añadirle queso de cabra a los pimientos rellenos, y esto resulto siendo una variante muy, muy exitosa.

 

PIMIENTOS RELLENOS CON GORGONZOLA

1 pimiento grande – prefiero los amarillos, naranjas o rojos para esto, pero los verdes funcionan igualitos
1 taza de arroz integral cocido
½ cebolla mediana, picadita
1 diente de ajo, picadito pequeñito
1 zanahoria pequeña, picadita pequeña o rallada
1 tomate pequeño, picadito
3-4 setas blancas medianas, picaditas
3 puñados generosos de espinaca bebe
2 onzas de queso crema
½ taza de queso gorgonzola en grumos
½ taza de nueces picadas o pedazos de almendra
¼ taza de queso mozzarella rallado
Aceite de Oliva Extra Virgen
Sal y Pimienta a gusto
  1. En un sartén grande a fuego mediano, añade un chorrito de aceite de oliva, las cebollas, el ajo y las zanahorias. Sazónalas ligeramente con sal y pimienta y saltéalo todo por unos minutos para que las cebollas y las zanahorias se ablanden.
  2. Mientras esto se cocina, corta el pimiento por la mitad verticalmente para que tengas dos mitades que tienen de la parte superior e inferior del pimiento. Límpialo de las semillas y las venas internas. Pon las mitades a un lado.
  3. Añade las setas a la mezcla del sartén… cocínalas por unos minutos. Añade los tomates y cocínalos para que suelten su juguito.
  4. Añade la espinaca y mézclala con todo lo demás para que se amortigüe. Sazónalo con sal y pimienta para que ayudes el proceso.
  5. Remuévelo del fuego y añade el arroz cocido. Mézclalo bien. Añade el queso crema y el gorgonzola. SI sientes que la mezcla esta dura o difícil de manejar, échale un chorrito de aceite de oliva para humedecer y lubricar.
  6. Añade las nueces.
  7. Rellena los pimientos de manera generosa hasta que no te quede mas relleno. Colócale un puñadito de queso mozzarella rallado por encima para que tengas un tope doradito.
  8. Coloca los pimientos en un molde de hornear y hornéalos a 425F por 25-30 minutos. El relleno esta cocido… lo que quieres es cocinar el pimiento.

Sírvelo con una ensalada verde y fresca por el lado y ¡listo!

Arroz Relleno de Tomate y Berenjenas

5 Mar

He tenido en la mente hacerles una receta de Pastelón de Arroz, o Arroz Relleno, por algún tiempo ya… Y de repente, el otro día, mi mamá y Mili me sorprendieron haciendo uno en el centro yoga y me dicen: “tírale fotos a esto para que lo pongas en el blog!!” Éxito total!!!

Cuando jovencita, la mamá de una buena amiga siempre hacia arroces rellenos. Ella los hacía con una capa de arroz, pollo guisado en el centro y arroz cubierto de queso encima. Estaba dándole vueltas en mi cabeza a la receta de Lolita para ver cómo se las vegetarianizaba y que fuera lo más cercano a lo que tanto me gustaba comer.

Pero Mili y mami lo hicieron mejor… Háganse una foto mental de esto – imagínense capas de arroz cocido entre capas de berenjenas y tomates sazonadas y queso derretido. Genial, no?? Genial y DELICIOSO… prepararás un molde grande, porque de esto, vas a querer tener sobras para más tarde, se los garantizo…

ARROZ RELLENO DE TOMATE Y BERENJENAS

3 tazas de arroz integral cocido
2 tomates grande, rebanados
1 berenjena grande, rebanada
1 cebolla grande, picada en trozos grandes
½ taza de salsa de tomate o salsa marinara
2 tazas de queso rallado
Aceite de Oliva Extra Virgen
Sal y Pimienta a Gusto
Sazón de Garlic and Herbs
1 cubito de caldo de vegetales

Primero, cocinamos los componentes por separado…

  1. Cocina el arroz integral como lo haces usualmente. Yo lo preparo en una olla arrocera y lo sazono con un poquito de sal, un chorrito de aceite de oliva y un cubito de caldo de vegetales. Trato de aplastar el cubito y mezclárselo bien con el agua para que este lo mas disuelto posible. Cuando el arroz este hecho… lo dejas a un lado.
  2. Mientras cocinas el arroz, sazonas las rebanas de tomate con un poquito de sal y sazón garlic and herbs. Colócalos unos al lado del otro en un moldeo bandeja de hornear que hayas engrasado previamente. Échale unos chorritos de aceite de olive por encima. Hornéalos a 400F de 20-25 minutos. La idea es que los sabores del tomate se intensifiquen. Sácalos del horno y ponlos a un lado.
  3. También sazona las rebanadas de berenjena de la misma manera que sazonaste los tomates. Coloca las rebanas en un molde o bandeja de hornear que hayas engrasado y échale otro chorrito de aceite de oliva por encima a las berenjenas. Hornéalas en el mismo horno con los tomates a 400F por el mismo tiempo. Cuando estén cocidas, sácalas del horno y deja que se enfrían.
  4. Y mientras las berenjenas y los tomates se cocinan y el arroz está terminando, saltea las cebollas en un sartén grande. Añádele un chorrito de aceite de oliva al sartén sobre fuego mediano. Añade las cebollas y sazónalas con sal y pimienta. La idea es ablandarlas un poco, cocinándolas aproximadamente 10 minutos, sin que tomen mucho color. Ponlas a un lado.
  5. Toma la salsa de tomate y sazónala con sal, pimiento y garlic and herbs. Añádele un chorrito pequeño de aceite de oliva para darle un saborcito extra. Si usas salsa marinara, no la tienes que sazonar entonces.

Ahora lo que hacemos en ensamblarlo todo como se hace con una lasaña…

  1. Usando un molde de hornear 9 x 13 que hayas engrasado previamente, coloca 1/3 parte del arroz en el fondo del molde. Aplástalo bastante.
  2. Añade un poco de la salsa de tomate sobre el arroz.
  3. Añade una capa de berenjenas y tomates usando la mitad de lo que tienes disponible.
  4. Añade algunas cebollitas sobre la capa de berenjenas y tomates.
  5. Añade una capa de queso rallado sobre las cebollas.
  6. Repite con otra capa de arroz, usando la mitad de lo que te queda. Añade salsa de tomate. Otra capa de berenjenas y tomate, otra capa de cebollas y otra capa de queso.
  7. Termínalo con la última capa del arroz. Añádele todo lo que te pueda quedar de ingredientes… no dejes nada para después. Y termínalo con una generosa capa de queso rallado.
  8. Hornéalo cubierto por 20-25 minutos a 350F para que todos los sabores se unan y el pastelón se compacte. Destápalo por los últimos 10 minutos para que el queso de encima se dore.

Así mismo como una lasaña, hay muchos pasos en la preparación de los componentes, pero ninguno es complicado. Después que este ensamblada, todo lo que falta hacer el ponerlo en el horno para que los quesos de adentro y el de encima se derritan bien. Una ensaladita por el lado es lo único que te falta pata tener la cena lista.