Tag Archives: sencillo

Gomasio Negro

22 Nov

¿Has probado alguna vez el gomasio? Es un sazón o condimento hecho de sal y semillas de ajonjolí. Yo pensaba que el gomasio era de la India, pero haciendo un check en Wikipedia, aparentemente es más japonés.

Aprendí sobre el gomasio gracias a mi amiguita Mili del Centro Yoga. A ella le fascina el gomasio y siempre que lo hacía traía al Centro para compartirlo. Ella me enseñó a comerlo como un condimento para echarle a las ensaladas, pero lo puedes disfrutar cómo y con lo que quieras – sobre sopas, arroz o lo que se te ocurra que le quieras dar un toquecito de sal y gusto.

??????????

Puedes encontrar el gomasio ya preparado en cualquier tienda de productos gourmet o en tiendas o supermercados healthfood, como Whole Foods. Pero hasta vi gomasio en La Grande Epicerie de Paris. Está por todos lados… Y ¿por qu’e comprarlo si es tan fácil hacerlo tú mismo?

??????????

Gomasio Negro

1 ½ tazas de semillas de ajonjolí negras
3 cdas de sal kosher

??????????

  1. En un sartén grande a fuego mediano tuesta las semillitas de ajonjolí. Tostar semillitas negras no es tan fácil como tostar las blancas. Pero para que sepas si están tostadas, hazlo hasta que las semillitas comienzan a brincar y a explotar un chin. Pasa las semillitas tostadas a un bowl y espera a que se enfríen completamente.  Viste que se tornan medio cenizas?

??????????

2.  Pasa las semillitas al bowl de un procesador de alimentos. Pulsa el procesador unas cuantas veces. Añade la sal kosher y pulsa unas cuentas veces mas hasta que las semillas se pulvericen y se forme una mezcla homogénea.

Mantenlo en un recipiente que no le entre mucho aire. Lo guardo casi siempre en la nevera para evitar que se ponga rancio con el calor que hace en Puerto Rico.

Cebollas salteadas a la Mojo Cubano

13 Nov

Nací y me crié en Puerto Rico… pero mi corazón es también cubano.

Para mis amigos en Puerto Rico, soy cubanita. Para mi familia en Miami, soy toda una puertorra. Vivo en ambos mundos simultáneamente y para mí eso es completamente normal. Hija de mamá puertorriqueña y papá cubano. Es como decimos muchas veces… soy una café con leche.

Muchos de los sabores que tanto me gustan y me atraen, los conocí a través de mi papá. Él me enseñó a comer pasta de guayaba con queso crema, croquetas con limón, Medianoches y sándwiches cubanos, arroz con frijoles negros, tamales en hoja y en cazuela, pastelillitos de guayaba, pastelillitos de carne, batidos de frutabomba y de mamey, y yuca con mojo cubano, entre muchas otras cosas más.

Y cada vez que hiervo unas viandas,, me encanta comérmelas con unas cebollitas salteadas como si fuera un mojo cubano. No hago un mojo tradicional para mí sola porque lleva mucho aceite de oliva y me gusta poder preparar esto y que se acabe de una vez. Así que me salió esta versión con todo el gusto de un mojo cubano pero perfecto para una sola persona.

Cuban Mojo Onions

Cebollas salteadas a la Mojo Cubano

1 cebolla mediana, puede ser blanca o amarilla, rebanada
Como 2 cdas de aceite de oliva
2 dientes de ajo
El jugo de una lima verde
Sal y Pimienta a gusto
  1. En un sartén pequeño a fuego medio alto, añade el aceite de olive y las cebollas. Me gusta rebanarlas anchitas, como si fuera hacer onion rings. Saltéalas por unos minutos hasta que se ablanden, no tanto para que se doren. Lo que hago es que cuando el sartén comienza a sonar y a hacer sizzle, lo bajo a fuego medio para que las cebollas se cocinen sin que se doren o quemen. Añade sal y pimienta para sazonar y ayudar a que se ablanden las cebollas.
  2. Pela los dientes de ajo y aplástalos con el lado de la hoja de tu cuchillo. Añádeselos así al sartén. La idea es que las cebollas se impregnen del sabor del ajo, sin pasar mucho trabajo. Muévelo todo para que las cebollas se continúen ablandando.
  3. Cuando las cebollas se hayan ablandado, añade el jugo de la lima directamente al sartén. Va a saltar un poquito pero apagas el fuego y se tranquiliza. Las puedes dejar ahí un rato con el calor que le queda al sartén y no te preocupes, que ya con el limón, las cebollas no se dorarán más.

Sírvelas sobre viandas hervidas para que tengan un toquecito cubano. Súper fácil de hacer y te dejará con deseos de comer más y más…

Berenjenas Asadas con Queso de Cabra

11 Nov

Les soy honesta… yo aprendí esta receta originalmente de alguien en la internet. La cosa es… que no me acuerdo de dónde la saqué ni a quién darle las gracias ni el crédito.

Hice esta receta por primera vez hace 3 años atrás cuando nació mi sobrino y estábamos quedándonos en casa de mi hermana. Yo me encargo de la cocina… quería hacer algo con berenjenas pero que no fuera frito, ya que las berenjenas fritas son mi manera favorita de comerlas. La estuve haciendo aquí en casa y después en casa de mi hermana nuevamente y es todo un hit, especialmente cuando consigues una bolsa gigante de berenjenas por solo $1 en The Boys.

No me acuerdo los detalles de la receta original… pero así fue que la hice recientemente. Y quien sabe, maybe de verdad me la inventé, ¿ah?

??????????

Berenjenas Asadas con Queso de Cabra

1 berenjena mediana, trata de que sea liviana para su tamaño
1 pinta de tomates grape, divididos, picados a la mitad
1 cda de albahaca deshidratada, me gusta la que es freeze-dried
2 dientes de ajo, picaditos chiquititos
4 onzas de queso de cabra
Aceite de Oliva
Sal y Pimienta a gusto
¼ taza de queso parmesano, opcional
Pasta de Arroz Integral – fettuccini es mi favorita para esta salsa
  1. En un molde de cristal coloca los pedazos de berenjena. Échales un chorrito de aceite de oliva, el ajo picadito y sazónalo con sal y pimienta. Menéalo todo para que se combine bien.
  2. Añade la mitad de los tomatitos encima de las berenjenas. Deja los otros a un lado para usarlos al final.
  3. Esparce la albahaca seca sobre los tomates. Añade el queso de cabra en grumos encima de los tomates. Échale un chorrito adicional de aceite de oliva, sal y pimienta para asegurarte que todo esté bien sazonado.

??????????

4.  Coloca en un horno a 375F por aproximadamente 40 minutos. Apaga el horno y déjalo ahí en lo que hierves la pasta…

5.  Hierve agua, sazona el agua con sal abundante y hierve la pasta de acuerdo con las instrucciones en el empaque. Yo prefiero usar pasta de arroz marca Tinkyada… fetuccinni es mi preferida para esta salsa. Pero puedes usar tu preferida…

6.  Escurre la pasta, devuélvela al la olla y añade la mezcla de berenjenas y tomates horneados. Mézclalos bien… añade el queso parmesano si deseas. Añade los tomatitos frescos por encima. Le añaden un toque de frescura que va bien con la berenjena cremosita cocida.

??????????

Sirve esta pasta con tu ensalada favorita y unos plátanos maduros por el lado…

Sopa de Calabaza

5 Nov

Esta es la manera en que mi mamá hace la Sopa de Calabaza… Localmente la hacemos con nuestra calabaza del país, pero cuando viajamos a casa de mi hermana en la Florida, no se consigue el mismo tipo de calabaza que se consigue en Puerto Rico. ¡En los Estados Unidos hay tantas y tantas variedades de calabazas! Pero en Puerto Rico simplemente vas al supermercado y compras CALABAZA…  Aquí tienes de referencia una foto de una calabaza puertorriqueña…

Foto cortesía de La Vida en mi Patio – http://lavidaenmipatio.blogspot.com

Fue un reto para nosotros cuando quisimos prepararle una sopita de calabaza vegetariana a mi sobrino. ¿Dónde íbamos a conseguirle una calabaza, de las nuestras, para hacerle su sopita? Buscando y buscando llegamos a la conclusión que lo mas cercano a una calabaza puertorriqueña es una calabaza KABOCHA o un butternut squash.

Esta es una calabaza Kabocha…
Foto cortesía del blog Apple Pie, Patis, Paté – http://www.applepiepatispate.com

Así que esta receta la puedes hacer igualita usando cualquier calabaza de tu preferencia – calabaza puertorriqueña, kabocha o butternut squash. Ya verás que esto es mas un método que una receta. Así que funciona con tu calabaza favorita.

SOPA DE CALABAZA

2 lbs de calabaza, como 4-5 tazas, pelada
1 cebolla grande, picada en trozos grandes
½ pimiento verde grande o 1 pimiento mediano, picado en trozos grandes
1 diente de ajo, pelado
2-3 tazas de caldo de vegetales
Agua, si es necesario
Una pizca generosa de orégano
Sal y Pimienta a gusto
Aceite de Oliva

Siempre prepare esta sopa sin medir los ingredientes… Y así es como la hago midiendo “al ojo”.

  1. En una olla grande a fuego mediano, añado un chorrito de aceite de oliva y agrego las cebollas, el pimiento y el ajo. Sofríelo un poquito para que se ablanden un poco los vegetales.
  2. Añade la calabaza a la olla. Menéalo todo bien. Añade suficiente caldo de vegetales para que casi cubras las calabazas. Si las 2-3 tazas de caldo no son suficientes, completa con agua. Sazónalo con sal, pimienta y la pizca de orégano.
  3. Tapa la olla y deja que hierva. Cuando comience a hervir, baja el fuego a medio-bajo para que hierva suavemente. Cocina las calabazas como por 30 minutos hasta que las calabazas estén blanditas y cocidas completamente.
  4. Chequea como está la sazón. Añádele un poquito de sal y pimienta si entiendes que lo necesita.
  5. Usando una licuadora de mano, de esas que puedes meter en una olla, licua el contenido de la olla y crea un puré. Si no tienes de estas licuadoras de mano, transfiere poco a poco y con mucho cuidado las calabazas cocidas y el caldo a una licuadora regular y haz el puré ahí. También podrías usar una procesadora de alimentos.

Decora con unas cuantas semillitas de calabazas tostadas… pero esto es opcional.

Mi mamá realmente no usa el aceite de oliva cuando le prepara esta sopa a mi sobrino. Ella echa todos los ingredientes en la olla y sancocha la calabaza con los demás vegetales en el caldo simplemente. No hay necesidad de añadirle el aceite si no quieres.

Si la consistencia de la sopa está muy espesa para tu gusto, añádele un poquito más de caldo de vegetales o agua para soltar la sopa. Siempre verifica que las sazones están en su punto después de añadirle agua o caldo adicional. OK??

Me tienes que contar si la haces… OK?? Espero que les guste…