Cebollas salteadas a la Mojo Cubano

13 Nov

Nací y me crié en Puerto Rico… pero mi corazón es también cubano.

Para mis amigos en Puerto Rico, soy cubanita. Para mi familia en Miami, soy toda una puertorra. Vivo en ambos mundos simultáneamente y para mí eso es completamente normal. Hija de mamá puertorriqueña y papá cubano. Es como decimos muchas veces… soy una café con leche.

Muchos de los sabores que tanto me gustan y me atraen, los conocí a través de mi papá. Él me enseñó a comer pasta de guayaba con queso crema, croquetas con limón, Medianoches y sándwiches cubanos, arroz con frijoles negros, tamales en hoja y en cazuela, pastelillitos de guayaba, pastelillitos de carne, batidos de frutabomba y de mamey, y yuca con mojo cubano, entre muchas otras cosas más.

Y cada vez que hiervo unas viandas,, me encanta comérmelas con unas cebollitas salteadas como si fuera un mojo cubano. No hago un mojo tradicional para mí sola porque lleva mucho aceite de oliva y me gusta poder preparar esto y que se acabe de una vez. Así que me salió esta versión con todo el gusto de un mojo cubano pero perfecto para una sola persona.

Cuban Mojo Onions

Cebollas salteadas a la Mojo Cubano

1 cebolla mediana, puede ser blanca o amarilla, rebanada
Como 2 cdas de aceite de oliva
2 dientes de ajo
El jugo de una lima verde
Sal y Pimienta a gusto
  1. En un sartén pequeño a fuego medio alto, añade el aceite de olive y las cebollas. Me gusta rebanarlas anchitas, como si fuera hacer onion rings. Saltéalas por unos minutos hasta que se ablanden, no tanto para que se doren. Lo que hago es que cuando el sartén comienza a sonar y a hacer sizzle, lo bajo a fuego medio para que las cebollas se cocinen sin que se doren o quemen. Añade sal y pimienta para sazonar y ayudar a que se ablanden las cebollas.
  2. Pela los dientes de ajo y aplástalos con el lado de la hoja de tu cuchillo. Añádeselos así al sartén. La idea es que las cebollas se impregnen del sabor del ajo, sin pasar mucho trabajo. Muévelo todo para que las cebollas se continúen ablandando.
  3. Cuando las cebollas se hayan ablandado, añade el jugo de la lima directamente al sartén. Va a saltar un poquito pero apagas el fuego y se tranquiliza. Las puedes dejar ahí un rato con el calor que le queda al sartén y no te preocupes, que ya con el limón, las cebollas no se dorarán más.

Sírvelas sobre viandas hervidas para que tengan un toquecito cubano. Súper fácil de hacer y te dejará con deseos de comer más y más…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: