Ensalada de Brócoli

3 Sep

El otro día mi amiga Angie del Centro de Yoga para que la ayudara en la cocina…  le faltaba una cocinera y necesitaba ayuda.  He estado un poco despegá de la cocina del Centro últimamente.  Y como no tenía planes concretos para esa tarde, sin pensarlo mucho acepté la invitación.

Angie me dijo que tenía unos florets de brócoli pero no sabía qué hacer con ellos.  Así que busqué en mi rolodex mental y se me ocurrió una receta que hace tiempo tenía antojo de hacer.  Escaldar será la técnica de cocina del día de hoy…

Hice esta receta originalmente para 20 personas, así que esto es lo que haría si lo hiciera en casa para 4 solamente.

 

ENSALADA DE BROCOLI

2 cabezas de brócoli, sólo los florets
1 cebolla lila pequeña, rebanada finita
1 cabeza de ajo, asada
2 cdas de horseradish
El jugo de un limón amarillo
La cáscara rallada de ese mismo limón amarillo
3 cdas de aceite de Oliva
Sal y Pimienta a Gusto
 
  1. Para asar la cabeza de ajo, pícale el tope a la cabeza de ajo.  Colócalo sobre un pedazo de papel de aluminio y échale un chorrito de aceite de oliva por encima, sal y pimienta.  Añádele un cubito de hielo dentro y sella el papel de aluminio creando una bolsita sellada para que no se escape el vapor que se cree.  Hornéalo a 350F como de 45 mins a 1 hora.  Pónlo a un lado.
  2. En una olla grande pon agua a hervir.  Añádele sal liberalmente.  Añade los brócoli al agua y cocínalos como por 1 minuto solamente.
  3. Cuela los pedacitos de brócoli con un colador grande y pásalos a un bowl grande con agua de hielo.  Así los enfriamos rapidito y se quedan de un verde brillante.
  4. Coloca las rebanadas de cebolla en ese colador grande y sumérgelas en esa misma agua hirviendo como unos 30 segundos solamente.  Échale un chorro de agua fría filtrada para que se enfríen. Ponlas a un lado.
  5. En una taza de medir mezcla bien el jugo del limón, la ralladura de limón, el horseradish, el aceite de oliva, la sal y la pimienta.
  6. Ahora, en una ensaladera grande junta los brócoli bien escurridos de la mayor cantidad de agua que puedas, las rebanadas de cebolla semi-cocida, los dientes de ajo asados sacándolos de la cascarita dura, y el aderezo de limón y horseradish.  Mézclalo todo bien para que los brócolis absorban todos los sabores.

 

Sírvelo como un acompañamiento a temperatura ambiente o lo puedes calentar un poco…  nosotros los calentamos sin querer en una charola con vapor.   Y al otro día, los servimos como parte de una ensalada de pasta.  ¡Deliciosos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: